viernes, 7 de agosto de 2009

Escritores malagueños... y flamencos

El otro día terminé dos libros, y siempre que termino algo, le echo un vistazo a mi biblioteca de cabecera para ver que lectura retomo.

Todo lo que está en la cabecera de mi cama son cosas que me gustan y que empecé en su día y se quedaron esperando "la dedicación completa".

Hoy quiero hablar de los magníficos trabajos que he descubierto en Málaga, no de todos, sólo de algunos, pero os dejo husmear en mis lecturas de cabecera a ver que encontráis.

A mi primer libro malagueño le tengo un cariño especial -al libro y al personaje- pues lo compré en mi primera excursión a esa tierra y en una de mis múltiples incursiones en las estupendas librerías de la ciudad de Málaga. No conocía al autor de nada, y lo compré de inspiración. Me lo leí de un tirón allí mismo, en un par de noches, a sabiendas de que volvería a releerlo con detenimiento muchas veces. Me gustó, y ahora me cautiva, su estilo periodístico, nada encopetado; humilde y relativista, en su acercamiento al cante flamenco, y que el hijo del autor, con mucha delicadeza, ha titulado "Cante andaluz: estudios sobre el flamenco" Son artículos cortos, tipo blog, que se publicaron a principios de los años 50s, en la prensa malagueña. Tienen el valor inmenso de la opinión flamenca fundamentada y apasionada, anterior a la aparición de la flamencología oficial.

Su autor, Francisco Bejarano Robles, era el Archivero municipal de Málaga, columnista e intelectual, gran aficionado al flamenco y a la historia de su ciudad, y fundador y primer presidente de la Peña Juan Breva. Su hijo ha recopilado esos artículos y los publicó, reunidos, en 1998, prologados por José Luque Navajas. Es la perla impresa de mi biblioteca malagueña, pues la joya es el siguiente libro, que solamante poseo en formato digital.

La gran obra sobre el flamenco malagueño es "Málaga en el Cante" (1965), de José Luque Navajas. Libro imprescindible y autorizado sobre los estilos malagueños de la capital. Es lamentable que un libro que tanto ha aportado a los estudios flamencos y que todo el mundo cita, no tenga una reedición digna y frecuente. Yo tuve una copia del libro en mis manos -edición de Angel Caffarena que me dejó enamorada- unos pocos días: el tiempo suficiente para hacer una copia digital, que no tengo en la cabecera de la cama, pero sí en todos los ordenadores y memórias portátiles..., por si necesito consultarlo.

Al siguiente autor, soy yo la que le da la palmada en la espalda y le digo: "así se hace", "muy bien". Aunque el autor no es malagueño, Gregorio Valderrama Zapata, el libro lo encontré y está publicado en Málaga: "De la música tradicional al flamenco" (2008). Otro de los libros que hay que estudiarse, pues es un trabajo a fondo sobre el flamenco desde... la música, y no desde los estudios de flamencología tradicional. Aunque sólo he leído unas 30 páginas -lo hago con todos los libros- tengo la certeza de que es un libro fundamental y que me aportará conocimientos precisos y nuevos sobre la música flamenca. Bueno, no pongo la mano en el fuego, todavía, por el libro, porque sólo lo he iniciado, pero está en la cabecera y no en la estantería... cogiendo polvo.

Y eso es mucho.

La Porverita ilustrá.

2 comentarios:

Degolio dijo...

Hola; soy Gregorio Valderrama Zapata.
Gracias por su comentario.
Es cierto que no nací en Málaga, pero vivo en ella desde los 7 años y tengo casi 55. Creo que son suficientes para sentirse malagueño.
Al respecto de la historia del flamenco quedan muchas cosas por contar con todo lujo de detalles que afortunadamente están empezando a hacer acto de presencia en los numerosos trabajos de los nuevos investigadores.
Si desea contactar conmigo:
gregoriovalderrama@gmail.com
a su disposición.
Un abrazo

Porverita dijo...

Pues bienvenido al club de escritores malagueños, aunque quizá debería añadir investigadores malagueños.

Ahora tengo más motivos para retomar tu libro; lo malo es que algún otro se quedará a mitad...

Visitas desde 1 de enero 2010